Declaración IRPF: autónomos y asalariados

Publicado por

Comparte el artículo:
FacebookTwitterLinkedInGoogle+EmailWhatsApp

Hay bastante diferencia entre la declaración de autónomo y la de trabajador por cuenta ajena, por lo que si has cambiado de un régimen a otro en el último año, te interesa estar al tanto de tus nuevas obligaciones o desgravaciones.

 

Hombre joven delante pantalla ordenador con tableta en una mano y ratón en otra

 

La gran diferencia para empezar entre la declaración de autónomo y la de trabajador por cuenta ajena es que siendo trabajador por cuenta propia, estás obligado a hacer la declaración de IRPF en la gran mayoría de los casos, solo existe una excepción, pero según confirman los asesores fiscales, no hay autónomos en esa situación.

 

Obligación de declarar

 

Mientras que puede que como trabajador por cuenta ajena no tuvieras que hacer la declaración de la renta, hay bastantes situaciones para este caso. Como trabajador autónomo es casi seguro que tienes que hacerla.

 

Existe una única excepción para no tener que hacer la declaración de la renta estando de alta en el régimen de trabajadores autónomos (RETA) y es si has obtenido rentas inferiores a 1.000 euros anuales.

 

Si has recibido rentas sujetas a IRPF, no hay duda, debes declarar. Solo si has obtenido rentas inferiores a 1.000 euros entre rendimientos del trabajo y de capital, actividades económicas y ganancias patrimoniales y pérdidas patrimoniales inferiores a 500 euros; solo en este caso no estarías obligado a hacer la declaración, pero es una situación que no se suele darse nunca.

 

 

Borrador y datos fiscales

 

Otra gran diferencia entre los trabajadores por cuenta ajena y los autónomos es que Hacienda no facilita a los segundos el borrador como al resto de empleados por cuenta ajena. La razón fundamental es que Agencia Tributaria no tiene todos los datos económicos de la contabilidad de los trabajadores por cuenta propia y no podría elaborar un borrador fiable, especialmente por el tema de pérdidas y gastos.

 

Como autónomo no esperes ni solicites el borrador ya que –por el momento- no es una posibilidad viable, pero en su lugar, sí cuentas con los datos fiscales que te facilitan el trabajo de la declaración, informándote sobre la información que Hacienda ya tiene registrada sobre tu actividad.

 

Los trabajadores por cuenta ajena sí reciben el borrador de su declaración de renta, los autónomos solo los datos fiscales que obran en poder de Hacienda.

 

Modelo 100 de renta

 

La elaboración en sí de la declaración no es tan distante entre los dos grandes grupos de trabajadores;  en principio, tanto los autónomos como los asalariados tienen el mismo modelo de presentación de IRPF. Los datos personales, los rendimientos económicos… este tipo de datos son iguales en ambos casos.

 

Los rendimientos de trabajo en el caso de los trabajadores por cuenta ajena –nómina- se incluyen en la declaración en ese apartado, pero los autónomos tienen que rellenar sus ingresos como rendimientos de actividad económica. Los tramos de IRPF sí son de igual aplicación para todos los trabajadores con independencia del régimen de la Seguridad Social en el que coticen.

 

Deducciones, ingresos y gastos

    Hay deducciones que se aplican de forma general a todos los trabajadores, como las que se disfrutan si eres titular de un Plan de Pensiones MAPFRE y has hecho aportaciones durante el ejercicio a declarar. No importa si eres trabajador autónomo o por cuenta ajena, no hay diferencias.

     

    Los trabajadores autónomos cuentan además con sus propias posibilidades para desgravar anualmente en su declaración de la renta, con la nueva Ley de Autónomos en marcha  es preciso que en el momento concreto de tu declaración, te informes de las partidas que derivadas de tu actividad profesional puedes declarar según tu caso.

     

    El apartado de ingresos y gastos es exclusivo para los autónomos y es la gran diferencia entre este tipo de trabajadores y los empleados por cuenta ajena, que no tienen que cumplimentar ninguno de estos apartados y que los autónomos deben consignar según cada caso y de forma particular.

     

    Tanto si eres trabajador por cuenta ajena como si eres autónomo es importante que siempre estés al tanto de tus obligaciones fiscales para evitar multas o sanciones que en cualquier caso suelen salir más caras y generar muchos más problemas.

    Declaración IRPF: autónomos y asalariados was last modified: noviembre 7th, 2017 by CanalJubilación

    Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

    Deja un comentario

    Todos los campos son obligatorios

    Conectar con Facebook

    Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre