5 Min de lectura | El divorcio contencioso es una forma de extinguir el matrimonio cuando no hay acuerdo entre los cónyuges. Te contamos cómo funciona y qué debes saber sobre el proceso.

Un 38% de las separaciones en España se salda por la vía del divorcio contencioso, que se puede resumir como un divorcio donde no hay acuerdo entre los cónyuges y en el que el juez decide cómo será la separación.

Este desacuerdo puede ser por la propia solicitud de divorcio, si uno no quiere firmarla, o por los términos del convenio regulador, como suele ser lo  más habitual.

Cómo funciona un divorcio contencioso

El divorcio contencioso está recogido en el artículo 770 de la Ley de Enjuiciamiento Civil y una de sus principales características es que puede iniciarlo cualquiera de los cónyuges, sin necesidad de acuerdo, sin importar las causas sin tener que notificarlo previamente a la otra parte.

Solo hay una condición: deben de haber pasado por lo menos tres meses desde el matrimonio, a no ser que exista algún riesgo para la vida, salud o economía de quien demanda.

¿Cómo se pide un divorcio contencioso?

El proceso empieza con la presentación de la demanda en el juzgado de primera instancia competente, que es el que figure para el domicilio del matrimonio o, si viven separados, del domicilio del demandado.

Esta demanda debe incluir las peticiones del demandante sobre cómo repartir los bienes, la custodia de los niños y la pensión de alimentos o la pensión compensatoria si se puede solicitar. Esto es lo que se conoce como convenio regulador.

En la solicitud del divorcio contencioso también se pueden pedir también medidas provisionales. Es decir, ciertas soluciones temporales hasta que se termine el juicio para cuestiones apremiantes como la custodia de los hijos el uso de la vivienda o el régimen de visita.

Una vez recibida la demanda de divorcio, el juzgado se encargará de comunicársela a la otra parte, que podrá contestar a la demanda aceptando, denegando o completando los términos del convenio regulador. En otras palabras, indicando sus propias condiciones para el divorcio.

El divorcio contencioso exige que los dos cónyuges estén representados por un procurador y que cuenten con su propio abogado. Si alguno no puede pagárselo, se le asignará un abogado de oficio.

Tras recibir la demanda, se celebrará una primera vista verbal para que ambas partes expongan sus demandas. En un plazo de tres días el juez tomará una decisión sobre las medidas provisionales. Después, el juez establecerá cómo resolver el conflicto de forma definitiva y fijará los términos del divorcio.

Niños de espaldas

https://unsplash.com/es/fotos/DIZBFTl7c-A

Divorcio contencioso con hijos

Los pasos básicos a seguir no cambian cuando hay hijos, pero sí que se suman algunos puntos intermedios.

Si los hijos son mayores de edad, podrán decidir con quién viven, aunque si todavía depende económicamente de sus progenitores habrá que establecer una pensión de alimentos.

En caso de lo que hijos sean menores de edad también se avisará al Ministerio Fiscal para que vele por los intereses de los menores. Además, la propia Ley de Enjuiciamiento Civil y la Ley de Protección del Menor establecen que si hay hijos mayores de 12 años, se les escuchará en lo relativo a su guarda y custodia.

Además un divorcio contencioso con hijos, la familia entera se someterá a estudios psicosociales para determinar la guarda y custodia de los niños. Es decir, si se mantienen en custodia compartida o se cede esta custodia a uno de los padres. Lo normal es que la patria potestad se mantenga siempre para ambos progenitores

¿Cuánto tarda un divorcio contencioso?

Lo más habitual es que este proceso se demore por encima de los doce meses. Por un lado, los juzgados están actualmente saturados y, por otro lado, los test psicosociales también llevan su tiempo.

¿Cuánto cuesta un divorcio contencioso?

El coste de un divorcio sin mutuo acuerdo siempre será mayor que uno en el que no hay que pasar por el juez. El precio del divorcio variará según el coste del abogado que contrates, pero puede oscilar entre los 800 y los 2.000 euros, a lo que deberás sumar el coste del procurador.

A esto hay que añadir otros gastos por investigaciones patrimoniales o informes periciales e incluso los servicios de un psicólogo infantil si fuese necesario.

Si necesitas asesoramiento al respecto, los Seguros de Defensa Jurídica MAPFRE te ofrecen la orientación jurídica y la protección legal que necesitas.

¿Se puede revocar?

Es posible desistir del divorcio contencioso en cualquier momento. De esta forma se interrumpiría el proceso y se podría firmar un divorcio de mutuo acuerdo.

Qué debes saber y qué puedes pedir

Es habitual preguntarse cómo ganar un divorcio contencioso y lo cierto es que, más que ganar, lo importante es que tengas claro lo que puedes conseguir con este procedimiento.

En un divorcio sin mutuo acuerdo podrás pedir:

  • Una pensión de alimentos, que siempre se dará para los hijos y se puede lograr también para uno de los cónyuges.
  • Una pensión compensatoria en caso de que la ruptura suponga una pérdida patrimonial o, por ejemplo, cuando existe una enorme diferencia de ingresos entre una y otra parte.
  • La guarda y custodia de los hijos, que puede ser compartida o individual.
  • El régimen de visitas, que quedará fijado en el convenio regulador.
  • Gastos extraordinarios, en caso de haberlos.
  • El uso de la vivienda familiar, que puede ser compartido o individual, aunque lo que realmente determinará el uso que se le da es que haya o no hijos menores de edad o dependientes económicamente.
  • La contribución a las cargas del matrimonio, es decir, quién y cómo paga las deudas acumuladas, en caso de haberlas.
  • La división de los bienes que no están en el régimen de gananciales, que suele ser uno de los puntos de conflicto.

En términos generales, un divorcio sin acuerdo será más caro y largo que uno en el que ambos partes se pongan de acuerdo.

Logo Jubilacion Y Pension
canalJUBILACIÓN
Equipo de redacción de canalJUBILACIÓN en

El equipo de redacción de canalJubilación lleva más de 10 años preocupándose por tus ahorros y porque sigas manteniendo una buena calidad de vida en el momento de la jubilación. Pero no solo eso, aquí encontrarás información útil y práctica sobre relaciones laborales, impuestos, prestaciones y mucho más.

Los años de experiencia de MAPFRE en el sector nos avalan como fuente de información veraz y práctica para acompañarte en las diferentes etapas de tu vida.