5 minutos | ¿Quieres crear tu propia empresa? Te contamos cuáles son las ayudas que tienes a tu disposición para que lo tengas más fácil a la hora de abrir un negocio.

No es la falta de ideas o de iniciativa. El dinero es la principal razón por la que no se ponen en marcha más iniciativas de autoempleo o nuevas empresas. Para evitar que la falta de liquidez corte las alas de los emprendedores, existe toda una batería de ayudas encaminadas a superar el bache económico.

Y tú, ¿te estás planteando convertirte en autónomo o fundar una empresa? ¿Conoces las ayudas que tienes a tu disposición para abrir un negocio? Hagamos un repaso de las más importantes.

Principales ayudas para abrir un negocio

Pago único por desempleo

Quizás una de las más conocidas sea la capitalización del desempleo. Si te has quedado sin trabajo y tienes derecho a recibir la prestación por desempleo, puedes solicitar que te abonen la cantidad que te queda por cobrar de dicha prestación en un único pago.

Para ello hay que justificar que ese dinero vas a emplearlo como inversión para establecerte como autónomo, o para realizar una aportación al capital social de una cooperativa o sociedad laboral en la que te vas a incorporar como socio. En este enlace te contamos todos los detalles.

Tarifa plana para nuevos autónomos

Actualmente, la cuota mínima de autónomos se sitúa en los 286,15 euros mensuales. Para ayudar a los nuevos emprendedores, se estableció una tarifa plana (vigente desde 2013) a la que pueden optar todos aquellos que no hayan estado dados de alta en los últimos tres años o que no hayan sido administradores de una sociedad.

Desde 2019, dicha tarifa está fijada en 60 euros durante los primeros doce meses, cantidad que va incrementándose paulatinamente hasta llegar a la cuota íntegra a los dos años. Los hombres menores de 30 años y las mujeres de no más de 35 disfrutan de estos descuentos durante tres años en lugar de dos.

Ayudas para desempleados que quieren ser autónomos

Muchas de las personas en situación de desempleo apuestan por el emprendimiento como una alternativa. Para ellos existe un programa que ofrece cuatro tipos de ayudas:

  • Subvención de hasta 10.000 euros por el establecimiento como autónomo para desempleados jóvenes (hasta 30 años), desempleados con discapacidad y mujeres desempleadas.
  • Subvención financiera de una cantidad equivalente a la reducción de hasta cuatro puntos del interés fijado por la entidad que conceda el préstamo, con un límite de la subvención de 10.000 euros. El 75 por ciento del préstamo deberá destinarse a inversiones en inmovilizado fijo, y el 25 restante al activo circulante.
  • Subvención para asistencia técnica: cubre el 75 por ciento del coste de los servicios prestados, con un límite máximo de 2.000 euros.
  • Subvención del 47 por ciento de los gastos destinados a formación, con un tope de 3.000 euros.
Hombre sonriente sentado frente a un ordenador

https://bit.ly/2GNzOrF

Líneas ICO

El Instituto de Crédito Oficial (ICO) cuenta con una línea de financiación para empresas y emprendedores que otorga un importe máximo de 12,5 millones de euros en modalidad de préstamo, leasing, renting o línea de crédito.

Estas ayudan dan respuesta a diferentes necesidades de negocio como obtener liquidez, promover proyectos de digitalización (en particular los destinados al teletrabajo) o rehabilitar edificios.

(Más información aquí)

Ayudas al emprendedor de Enisa

Enisa es una empresa pública adscrita al Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, que desde 1982 ofrece financiación a pymes españolas mediante préstamos participativos. Lo bueno de estos préstamos es que no se requieren avales personales, pero, a cambio, Enisa consigue una participación en los beneficios de la empresa y cobra unos intereses vinculados a la evolución económico-financiera de dicha compañía.

Entre sus líneas de financiación, destacan dos orientadas a las nuevas empresas:

  • Jóvenes emprendedores: cubre las inversiones que exige una sociedad en su fase inicial con un importe máximo de 75.000 euros a un vencimiento de siete años. Está pensada para pymes y start-ups creadas por emprendedores menores de 40 años.
  • Emprendedores: para apoyar las necesidades económicas durante las primeras fases de vida de una pyme, con un importe máximo de 300.000 euros y un vencimiento de siete años.

Programa LIC de CDTI

El Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), dependiente del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades, ofrece un programa de ayudas destinadas a financiar la innovación tecnológica de las empresas españolas, independientemente de su tamaño, mediante su Línea Directa a la Innovación (LIC).

Se trata de un crédito que subvenciona el 85 por ciento del presupuesto. Para devolverlo hay dos opciones: mediante un plazo de amortización de cinco años -incluido uno de carencia- al tipo fijo del Euribor + 1,2 por ciento; o mediante un plazo de amortización de tres años -incluido uno de carencia- al tipo del Euribor + 0,2 por ciento.

Subvenciones a la innovación

Estas subvenciones, otorgadas por el Ministerio de Economía y Competitividad, financian entre un 35 y un 60 por ciento del total de la inversión con el objetivo mejorar la bonificación de tipos de interés y el acceso a los avales.

Ayudas para mujeres emprendedoras

Si eres mujer y quieres abrir tu propio negocio, dispones de diferentes ayudas provenientes del Instituto de la Mujer y para la Igualdad de Oportunidades, el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) y la Cámara de Comercio de España, además de bonificaciones a la Seguridad Social. En este enlace te detallamos todas estas ayudas.

Ayudas autonómicas, provinciales y municipales

Las comunidades autónomas cuentan con programas de ayudas dirigidas a la creación de empresas, por ello, es importante que contactes con la Consejería de tu comunidad autónoma para saber a qué subvenciones puedes optar. Además, ten en cuenta que también existen ayudas provinciales y municipales.

Muchas de estas ayudas están recogidas en la Guía Dinámica de Ayudas e Incentivos para la creación de empresas  publicada por la Dirección General de Industria y de la Pequeña y Mediana Empresa.

Además del apoyo que pueden proporcionarte las ayudas del Estado para abrir tu negocio, en MAPFRE también pueden ayudarte. ¿Conoces los Planes de Previsión Asegurados? Gracias a ellos, podrás constituir un capital que complemente tu prestación cuando más lo necesites.