///¿En qué situaciones merece la pena contratar un fondo garantizado?

¿En qué situaciones merece la pena contratar un fondo garantizado?

3 minutos | Los fondos de inversión garantizados ofrecen una seguridad casi del 100% a los ahorradores, ya que, al final del plazo, la rentabilidad será como mínimo el capital depositado al inicio o un alto porcentaje del mismo que se conocerá en […]

Los fondos de inversión garantizados ofrecen una seguridad casi del 100% a los ahorradores, ya que, al final del plazo, la rentabilidad será como mínimo el capital depositado al inicio o un alto porcentaje del mismo que se conocerá en el momento de firmar el contrato. Teniendo esto en cuenta, el beneficio puede variar según se cumplan algunas circunstancias establecidas o no. Sigue leyendo si quieres saber en qué situaciones es preferible contratar un producto de ahorro de estas características. 

La seguridad que ofrecen los fondos de inversión garantizados se consigue debido a que una gran parte del capital se deposita en renta fija y el resto (una pequeña parte) es la que corre el mayor riesgo. Además, en los últimos años estamos siendo testigos de una serie de hechos que están provocando que los ahorradores cada vez más se decanten por los fondos garantizados.

Los depósitos a plazo fijo cuentan en la actualidad con tipos de interés que rozan el 0%, la evolución de los mercados no ha sido la esperada y además, la rentabilidad de la banca ha sido insuficiente. Todos estos factores han propiciado que los fondos de inversión garantizados resurjan como el producto estrella y en situaciones así, es obvio que merece la pena contratarlos.

A pesar de la mayor rentabilidad que ofrecen otros tipos de fondos, los garantizados son la mejor opción para quienes sientan cierta aversión al riesgo, ya que se enmarcan dentro de los productos más conservadores. Sin embargo, como hemos comentado antes, no sólo los usuarios con este perfil se están decantando por estos productos en la actualidad, sino que quienes no ven otras posibilidades factibles a corto plazo, también están optando por invertir sus ahorros en un fondo de inversión garantizado.

Aspectos a tener en cuenta
Cuando alguien deposita su capital en un producto de ahorro, lógicamente lo que busca es obtener la mayor rentabilidad posible. En el caso de los fondos garantizados dependerá en gran medida del contrato, así como del papel que juegue dentro de las finanzas del ahorrador (si se trata de un producto complementario o si es el principal dentro de la cartera de productos de ahorro).

Al contratar un fondo garantizado hay que ser consciente de que los ahorros se están inmovilizando durante un largo periodo de tiempo, normalmente 5 o 7 años a una rentabilidad máxima que oscila entre el 0,8 y el 1,25% al año. Por ello, es recomendable valorar previamente si necesitaremos recuperar ese capital antes del plazo fijado, ya que en dicho caso la rentabilidad será inferior por las penalizaciones que sufrirá el capital que hayamos invertido.

Además, es casi imposible prever cómo evolucionará el mercado en ese tiempo y por lo tanto, es bastante habitual que el valor del fondo en el momento de recuperarse sea inferior que el inicial.

En el caso de un ahorrador medio, se recomienda la elección de un fondo garantizado que no supere los 5 años para que las evoluciones a largo plazo afecten lo mínimo posible a la rentabilidad real.

Por lo tanto, nos preguntamos si merece la pena depositar todos nuestros ahorros en un fondo garantizado y no poder disponer de él durante tantos años. La respuesta, sin duda, es buscar el equilibrio y diversificar el capital entre productos más seguros y otros de renta variable que ofrecen mayores beneficios a cambio de asumir ciertos riesgos.

En cualquier caso, es el propio ahorrador el que debe tomar la decisión que más le convenga según la planificación de su dinero, los objetivos que tenga a largo plazo y los imprevistos que considere que pueden surgir en los siguientes años. En este sentido, los Planes de Pensiones MAPFRE se presentan como una perfecta solución para beneficiarte de múltiples ventajas según tus circunstancias personales y para asegurar tu futuro, tanto el momento de la jubilación como si aparecen otro tipo de contingencias.

2019-06-19T14:51:53+02:0028 octubre, 2016|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.