///¿Qué es Internet of Things (IoT)?

¿Qué es Internet of Things (IoT)?

4 minutos | El universo de Internet de las Cosas es el paraguas que engloba todas aquellas “cosas” u objetos que se conectan a internet y comparten información con otros dispositivos. Altavoces inteligentes, sistemas de iluminación conectados a smartphones, termostatos, sistemas de seguridad o sensores de temperatura son algunos ejemplos.

El desarrollo tecnológico ha provocado la aparición de objetos cotidianos que se conectan a Internet -sin ser ni ordenadores, ni smartphones, ni tabletas-, que emiten y reciben datos y que intercambian información y se comunican con otros dispositivos. El creciente ecosistema del llamado Internet de las Cosas (Internet of Things o IoT) es el paraguas que engloba todo lo anterior, e incluye sensores de temperatura, sistemas de iluminación inteligentes, termostatos y aires acondicionados, pulseras deportivas o elementos de seguridad para el hogar, entre otros muchos ejemplos.

Algunos de los dispositivos IoT más comunes y que proporcionan mayores funcionalidades y ventajas a los usuarios son los altavoces inteligentes Echo de Amazon, que funcionan bajo el sistema de reconocimiento de voz Alexa. También encontramos los aspiradores robot Roomba, que puede ser controlados desde una aplicación con un smartphone. En síntesis, si estamos ante un dispositivo que puede conectarse a Internet o a algún otro dispositivo o conjunto de dispositivos con conectividad a la red, y no es un objeto de computación, es muy probable que cumpla con los requisitos para formar parte de la “familia IoT”.

La gama de dispositivos existentes y potenciales del universo IoT es enorme. Los consumidores ya pueden utilizar sus smartphones para intercambiar información y controlar una gran variedad de objetos de IoT, desde un termostato doméstico hasta un dron que graba imágenes a varias decenas de metros de altura. Los dispositivos conectados ofrecen comodidad y la realización de tareas como la lista de la compra o activar y desactivar la calefacción de casa cuando se está de vacaciones.

Más de 300 millones de dispositivos conectados al mes

Altavoz inalámbrico y smartphone

https://unsplash.com/photos/anapPhJFRhM

Según las previsiones de la empresa tecnológica Symantec, en 2025 habrá más de 21.000 millones de dispositivos de IoT. Otras previsiones, como las de Statista, son incluso más optimistas y calculan que ya este año habrá más de 26.000 millones de “cosas” conectadas a la red y que la cifra superará los 40.000 millones en 2022. Según los datos del estudio “Internet of Things. 29 buenas prácticas para grandes empresas” de Orange, por último, cada mes se conectan 300 millones de objetos a la red y la facturación del segmento IoT alcanzará los siete billones de dólares en 2025.

El universo IoT es, además, una de las claves de las ciudades del futuro, también llamadas Smart Cities. El despliegue e implementación de las tecnologías “Smart” o inteligentes y de los dispositivos conectados generará ahorros de tiempo y dinero. Los Ayuntamientos de las ciudades podrán monitorizar, gestionar de forma remota y recopilar datos en tiempo real de tráfico, saneamiento o gasto energético. Los sistemas de videovigilancia y los sensores instalados en la ciudad proporcionarán información inmediata sobre posibles incidencias.

En el ámbito de la movilidad, los coches conectados y autónomos serán los que más disfrutarán de las ventajas del IoT. La compartición más rápida de los datos y la conectividad de los vehículos con otros automóviles y con la propia infraestructura de las vías permitirá conocer en remoto variables como la temperatura dentro del habitáculo, todos los indicadores de niveles, presión y consumo energético del coche y avisar al conductor de posibles conflictos en la carretera.

La Inteligencia Artificial espolea IoT

La Inteligencia Artificial jugará un papel determinante en el desarrollo de IoT. Concretamente, ayudará a establecer patrones de consumo y a facilitar el denominado como aprendizaje automático. Este factor permite a los ordenadores y a los dispositivos IoT “aprender” las preferencias de los usuarios y ajustarse a sus demandas sin tener que ser reprogramados o reconfigurados.

Como sucede en prácticamente todo el universo de las telecomunicaciones, la implantación del IoT será mucho más efectiva y completa con la llegada de la tecnología 5G. La mayor velocidad en la transmisión de datos, la baja latencia y la capacidad para conectar más dispositivos a la vez serán la espoleta que generalizará el uso de cada vez más cosas conectadas.

El aumento de los dispositivos IoT conectados a la red, especialmente ante la llegada del 5G, los hará previsiblemente más vulnerables a los ciberataques directos. Además, a una escala más amplia, el aumento de los datos almacenados en sistemas basados en la nube dará a los ciberdelincuentes nuevos objetivos que atacar. La ciberseguridad, por tanto, es una de las áreas que más crecerá en los próximos años.

El aumento de las preocupaciones en materia de seguridad y privacidad ha generado normativas internacionales cada vez más centradas en la protección del consumidor. Así, a mediados de 2018, la UE puso en marcha el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD o GDPR, por sus siglas en inglés). Esta iniciativa ha tenido réplicas similares de seguridad y privacidad en varios países. Por ejemplo, en Estados Unidos, California aprobó recientemente una ley de privacidad más estricta.

2020-05-05T15:01:25+02:0015 agosto, 2019|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.