3 Min de lectura | Invertir en Arabia Saudí puede ser una buena opción si se conocen las claves de su mercado después de su apertura al mercado internacional. Hasta el año 2030, este país ofrecerá múltiples oportunidades para emprender o simplemente para depositar el dinero en una economía emergente.

Las oportunidades de inversión que ofrece Arabia Saudí durante la década 2021 – 2030 están centradas en un nuevo proyecto económico estatal que asciende hasta los 6 billones de dólares. El objetivo es terminar con la dependencia al petróleo y crear nuevos sectores diversificados que posicionen al país como una de las principales potencias inversoras a nivel global.

Esta nueva estrategia es una consecuencia directa del grave descenso que ha experimentado el precio del petróleo durante la pandemia del COVID-19. Esta crisis ha obligado a definir nuevos planes que permitan mitigar las pérdidas y recuperar las ganancias, entre los que se encuentran las energías renovables, el turismo, el transporte, el ocio o los deportes.

Oportunidades de inversión en Arabia Saudí

Arabia Saudí siempre ha sido el mayor exportador de petróleo del mundo, aunque hasta el año 2015 no se abrió su bolsa a los inversores internacionales. Este hito supuso el comienzo de un plan económico de expansión y apertura que a día de hoy continúa en pleno desarrollo.

En la actualidad, es posible elegir este país para invertir a través de acciones en bolsa, fondos globales con activos en dicho estado e incluso crear un negocio en este territorio. Algunos de los sectores económicos clave hacia donde se puede destinar el dinero son los siguientes:

  • Petróleo.
  • Construcción.
  • Salud.
  • Farmacia.
  • Defensa.
  • Automóviles.
  • Turismo.
  • Banca.

Sin embargo, existen otros ámbitos que conviene no incluir en las estrategias de inversión, ya que ofrecen menores oportunidades. Se trata del sector de la electricidad y de las telecomunicaciones.

Ventajas de invertir en Arabia Saudí

En los últimos años, la Inversión Extranjera Directa (IED) en Arabia Saudí ha mantenido una tendencia a la baja debido a diferentes aspectos políticos, así como el descenso del precio del petróleo. No obstante, el objetivo que persigue el país en relación a diversificar su economía y los nuevos proyectos que está lanzando han ayudado a restablecer esta dinámica.

Teniendo esto en cuenta, es importante saber cuáles son las ventajas de invertir en Arabia Saudí:

  • Desde su ingreso en la Organización Mundial del Comercio (OMC), cada vez más inversores ponen el foco en este país.
  • En la actualidad, es uno de los estados que disfruta de una mayor estabilidad económica debido, en parte, a la gran cantidad de reserva de petróleo.
  • El Reino de Arabia Saudita cuenta con una población de más de 34 millones de habitantes con uno de los niveles de gasto más altos del planeta.
  • El sector de las finanzas y la banca en este país están totalmente consolidados y regulados.

Contras de invertir en Arabia Saudí

Como contrapartida, invertir en Arabia Saudí también presenta una serie de inconvenientes que no están relacionados únicamente con su cultura conservadora que se caracteriza por establecer importantes diferencias entre géneros. Además, se deben considerar otros puntos:

  • La normativa para solucionar conflictos comerciales sigue siendo insuficiente.
  • Existe un déficit de transparencia a la hora de aplicar las leyes en materia de protección de propiedad intelectual.
  • Aunque el país ha desarrollado importantes reformas para diversificar su economía y atraer a inversores extranjeros, la dependencia al sector del petróleo continúa siendo muy alta.
  • Se establece una lista de actividades específicas en las que no es posible invertir cuando los interesados son ciudadanos extranjeros.

Para invertir en Arabia Saudí es fundamental conocer con sumo detalle el marco jurídico del país antes de decantarse por la mejor opción. Además, con los Planes de Pensiones MAPFRE también es posible participar en los mercados internacionales y obtener interesantes beneficios.