3 Min de lectura | El modelo de negocio de una empresa resume las claves que le permiten obtener beneficios. Es una información muy útil para convencer a los inversores del potencial de la compañía.

El término modelo de negocio (business model en inglés) se refiere, en esencia, al plan que permite a una empresa obtener beneficios. Es uno de los elementos clave de las compañías, tanto para las startups, como para las que ya están consolidadas, y debe ser actualizado cada cierto tiempo para reflejar los cambios del mercado.

Es una herramienta muy útil para que una compañía, por ejemplo, logre cerrar con éxito una ronda de financiación entre potenciales inversores. Si se elabora con coherencia y transparencia, transmite fiabilidad al mercado. A continuación, detallamos las claves que nos permiten definir el modelo de negocio y lo ilustramos con algunos ejemplos.

¿Qué es?

El modelo de negocio de una empresa es su estrategia central para hacer negocios de forma rentable. Debe detallar los productos o servicios que la empresa planea vender, así como otros elementos como los mercados a los que se quiere dirigir y los gastos previstos. Las dos principales claves comparativas de un modelo de negocio son los ingresos previstos (detallando los precios) y los costes.

Por ejemplo, una empresa exportadora de aceite de oliva debe detallar en el modelo de negocio, entre otros elementos:

  • La oferta de productos (tipos de aceite, calidades, envasado…)
  • El precio unitario al que los prevé vender (cada tipo de producto)
  • El volumen de venta que va a alcanzar (trimestral y anual, detallado)
  • El coste de elaborar los productos (incluyendo los fijos y los variables)

La propuesta de valor

La propuesta de valor de un modelo de negocio es la descripción de los bienes o servicios que ofrece una empresa y las razones por las que son o pueden ser atractivos para los clientes. La estrategia debe poner en valor la diferenciación del producto o servicio que vende la compañía respecto de sus competidores.

Por ejemplo, el modelo de negocio de una empresa que vende coches eléctricos debe enfatizar factores como el ahorro energético, el cuidado del medio ambiente o el silencio del motor como factor diferencial respecto a los vehículos gasolina o diésel.

Costes y otros elementos

El modelo de negocio de una nueva empresa debe detallar también los costes de puesta en marcha previstos y las fuentes de financiación de la empresa. Además, también resulta recomendable incluir los siguientes elementos

  • La base de clientes a la que se dirige el negocio.
  • La estrategia de
  • El análisis de la
  • Las previsiones de ingresos y
  • Si las hubiera, las opciones de fusión o asociación de la compañía con otras empresas.

Las empresas de éxito tienen modelos de negocio que les permiten satisfacer las necesidades de los clientes a un precio competitivo y a un coste sostenible. Es por ello que resulta recomendable, cada cierto tiempo, revisar el modelo de negocio para que refleje los cambios en el entorno empresarial y las demandas del mercado.

Convencer a posibles inversores

Al evaluar una empresa como posible destino de una inversión, el inversor debe averiguar exactamente cómo gana su dinero. Para ello, lo habitual es recurrir al modelo de negocio, que puede no decirle todo sobre las perspectivas más completas de una empresa. No obstante, el inversor que entiende un modelo de negocio puede interpretar mejor los datos financieros.

 

Borja Carrascosa Nogales

Consultor y MBA por IE Business School

Colaborador de MAPFRE