Con la última reforma de las pensiones, la edad mínima y demás requisitos para jubilarse se irán incrementando de forma progresiva hasta el año 2027. Siendo así, ¿a qué edad se jubilarán los jóvenes parados o con empleo precario?

Es obvio que el colectivo más desfavorecido con las reformas del Gobierno en materia de jubilación son los jóvenes que aún no han encontrado su primer empleo o aquellos que tienen un contrato muy mejorable. Estamos hablando de jóvenes que rondan los 30 años y que apenas tienen meses cotizados a la Seguridad Social.

Estos inexpertos aún en el mundo laboral ven cómo para acceder, como mínimo, a la jubilación anticipada en el futuro tendrán que cotizar al menos 35 años. Aun teniendo en cuenta que ahora encontrasen un trabajo y se mantuvieran en activo durante todos esos años, ¿a qué edad se jubilarán los jóvenes parados o con empleo precario?

Siendo realistas, con 30 años habremos de tener cotizados 38 años para optar al 100% de la pensión del Estado, siempre suponiendo que los requisitos para jubilarse no se modifiquen y se vuelvan todavía más restrictivos o que cambie el modelo del sistema de pensiones actual.

¿Cómo se presenta el futuro de las pensiones?

Es bastante difícil hacerse una idea aproximada de cuál será el futuro de las pensiones viendo el panorama actual. Aunque siempre oímos que el sistema que hoy conocemos cambiará hacia un modelo más sostenible, es difícil confiar en algo que está en el aire.

Quienes ya hayan llegado a la treintena y no tengan cotizado a la Seguridad Social apenas ningún periodo, deberán proteger su futuro con un ahorro inteligente y en una cantidad quizás más alta que la habitual para poder vivir cómodamente en su jubilación.

Como hemos comentado anteriormente, en el año 2027 será necesario haber cumplido los 67 años para jubilarse. Teniendo esto en cuenta, un joven de 30 años que comience hoy a trabajar necesitará cotizar durante 38 años para acceder al 100% de la pensión. Esto significa que, en el mejor de los casos, podrá jubilarse a los 68 años.

Aunque los años que hemos vivido han sido complicados y aún nos encontramos en la remontada, los jóvenes que se encuentren en esta situación deben pensar en cotizar para afrontar cuanto antes el largo camino que les queda hasta llegar al momento de la jubilación. En el caso de que opten por ser autónomos, también deberán tener en cuenta ciertas dificultades asociadas a la base de cotización que elijan.

Haciéndonos una idea más aproximada sobre la edad a la que se jubilarán los jóvenes parados o con empleo precario, es importante tener en cuenta que el sueldo se deberá dividir entre ahorro e ingresos desde el primer momento si se desea llegar a la jubilación con cierto desahogo económico. No dudes en informarte de los Planes de Pensiones MAPFRE para elegir el que mejor se ajuste a tus necesidades.

LO QUE DEBES SABER...

  • Aun con el retraso previsto en la edad mínima de cualquier tipo de jubilación, jóvenes de 30 años sin haber cotizado todavía pueden tener dificultades en el acceso a una pensión digna.
  • Una persona que empieza a cotizar con 30 años debe plantearse una división de su sueldo, dedicando una parte al ahorro privado.
  • En caso de hacerse autónomos ha de tenerse en cuenta la base de cotización que elegirán o bien dedicarse con empeño al ahorro privado.