///Guía para usar Linkedin, la red profesional

Guía para usar Linkedin, la red profesional

5 minutos | Tú ya sabes cómo funcionan las redes sociales y también las especializadas en empleo, pero de momento no te han contactado nunca. Mejor, revisa tu teoría y pon en práctica las claves más actuales para saber cómo crear un buen perfil en Linkedin y otras plataformas.

Las plataformas para buscar empleo se han impuesto por comodidad y utilidad tanto para candidatos como para empresas. El caso de LinkedIn es el más destacado, aunque no el único. La facilidad con la que un usuario completa su tarjeta de presentación en la red es una de sus grandes bazas, pero la práctica demuestra que es necesario saber cómo crear un buen perfil en LinkedIn, ahora que los usuarios se cuentan por millones en el mundo.

Diccionario básico para dominar LinkedIn

Crear un buen perfil profesional en Linkedin o en otras redes de búsqueda de empleo semejantes como Infojobs requiere un poco más de tiempo que el que se emplea en completar su formulario o currículo como hacen miles de usuarios cada día y en cualquier punto del globo terráqueo. Hoy necesitas saber un poco más y hablar el idioma de la red laboral.

  • Palabras clave. ¿No sabes que son las palabras clave? Pues empieza ya a familiarizarte con las que definen tus intereses laborales, hablan de lo mejor de ti y te definen como el candidato ideal. Como el gran buscador –Google- las redes laborales y LinkedIn entre ellas, permiten hacer búsquedas por palabras clave que se convierten en el filtro más potente en un proceso de selección, especialmente cuando son muy importantes en cuanto a número de participantes.
    Las palabras clave tienen que estar en tu perfil de LinkedIn, aquellas que sean descriptoras de tu perfil profesional y coincidan con preferencias laborales. Para saber cuáles son las palabras claves para tu caso, solo tienes que observar las ofertas que te interesan y analizar qué palabras utilizan para describir tanto el puesto como las necesidades de la empresa o las capacidades que se esperan del candidato ideal. Utiliza esas mismas palabras en tu perfil.
  • Actualidad y actividad. Malas noticias si tu intención es crear un perfil 10 de LinkedIn en un día y dejarlo abandonado a su suerte hasta que dé frutos. La búsqueda de empleo en redes y canales digitales no funciona así, se exige en todos los casos actualidad y actividad. Gracias a las aplicaciones, mantener un perfil de LinkedIn al día es cada vez más rápido y cómodo, pero hay que hacerlo. Revisa diariamente tu perfil, pero también las novedades del sector en el que buscas empleo o pretendes trabajar. Manifiesta tus opiniones –solo profesionales y siempre en un contexto positivo- , participa de los debates junto con otros profesionales.
  • Solo lo profesional. LinkedIn es una red profesional, no es un lugar dónde hacer amigos ni conocer gente nueva ni recuperar antiguos conocidos. Es importante que circunscribas tu perfil de LinkedIn y el de otras plataformas del entorno laboral para poder sacarle el máximo partido y sobre todo para proyectar una imagen profesional de ti.
    Recuerda siempre al completar tu perfil, pero también al elegir tus contactos, diseñar tu red o marcar tus espacios preferentes que el objetivo de LinkedIn –y de todas las redes especializadas en empleo- es facilitar el fluir de las relaciones laborales en todos los sentidos, pero poco –o nada- tienen que ver con gustos personales, condicionantes particulares o intereses del entorno personal.
  • Veracidad. No mientas en tu perfil de LinkedIn, es una mala idea engordar tu CV, presentar experiencias que no tienes o incluir formación o conocimiento que no puedes demostrar de manera práctica. En el mejor de los casos te serviría para conseguir una entrevista o el paso a una fase de pruebas que nunca superarías o un trabajo para el que no estás preparado y no podrás desempeñar correctamente. Emplea tus energías creativas e imaginativas en buscar la mejor forma de destacar la experiencia que sí tienes y la formación que has seguido. Apuesta por la honestidad y siempre generarás confianza en los reclutadores, un punto a tu favor, sin duda. Evita incluir referencias dudosas o negativas siempre, pero no faltes a la verdad ni a la realidad de tu vida laboral.
  • Nombre, contacto y profesión. Entre los primeros datos que se rellenan en un perfil profesional de cualquier red está el nombre y los expertos coinciden en señalar que aquí ya empiezan los errores para muchos. No te líes, ni busques donde no hay, lo que debes poner es tu nombre de pila, de forma sencilla, y tu apellido. Nunca pongas sobrenombres, motes, apodos, ni nicks, tampoco seudónimos… recuerda hay que ser directo, sincero y fácil de reconocer.
    Tu perfil de LinkedIn se archiva de acuerdo con la profesión que describas y tu situación laboral, por lo que es importante ser preciso en este punto y de nuevo, realista y directo. Asegúrate de que estás utilizando las palabras adecuadas –palabras clave- en la descripción de tu profesión, si tienes dudas consulta las ofertas de empleo y los perfiles de otros similares al tuyo, pero nunca copies.

5 claves para que tu perfil de LinkedIn funcione

El tiempo como usuario de LinkedIn te ayudará mucho a mejorar tu perfil y hacerlo más efectivo y adecuado. Además, estarás al tanto de las tendencias y de las prioridades en constante cambio del mercado laboral y más en concreto de tu sector de interés profesional.

Los expertos en la búsqueda de empleo recuerdan que es importante revisar a menudo el contenido del perfil para mantenerlo al día y correcto, pero no es necesario que te agobies con el tema. No es un trabajo tan complicado ni hace falta ser un experto, precisamente es una de las ventajas de ésta y otras redes profesionales semejantes.

Grábate estos 5 consejos antes de crear tu perfil, cuando vayas a revisarlo o actualizarlo y estarás mucho más cerca del éxito:

  • conciso en tus contenidos de LinkedIn, profesional y respetuoso.
  • Apuesta por las descripciones concretas, pero no demasiado específicas.
  • Tu perfil debe entenderse. Recuerda que los reclutadores son especialistas en Recursos Humanos, pero no tienen que serlo en nada más, evita tecnicismos.
  • Usa palabras que entiendas, no te dejes llevar por los neologismos de moda a la hora de hablar de tus actitudes o metas profesionales. Sé auténtico.
  • Sí, debes siempre y en todos los casos incluir foto, pero una profesional siempre.

La búsqueda de empleo en redes profesionales y más concretamente en LinkedIn es hoy ya más que una alternativa, pero puedes usarla con facilidad y sin ser un profesional desde la comodidad de tu casa a través de cualquiera de tus dispositivos móviles que gracias a la cobertura Todo Riesgo Tecnológico del Seguro de Hogar MAPFRE siempre estarán en perfecto estado aunque puedan sufrir algún accidente doméstico.

2020-05-18T16:52:17+02:0022 enero, 2020|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.