///Liderazgo en las empresas: 6 tipos de jefe

Liderazgo en las empresas: 6 tipos de jefe

4 minutos | Los tipos de jefes no son departamentos estancos y es posible que el perfecto líder tenga que beber de todos ellos para alcanzar la excelencia

La teoría empresarial diferencia con pequeños cambios y diferentes nombres, pero con la misma esencia, 6 formas de liderazgo en las empresas. Puede que tu jefe no responda a ningún modelo concreto y es probable que tú como jefe no seas capaz de reconocerte en un perfil concreto, pero lo cierto es que los prototipos existen y son interesantes de conocer.

Liderazgo autocrático, un mal jefe

El jefe autocrático además de ser impuesto por la estructura empresarial, no intenta cambiar esa situación, por el contrario utiliza todas las herramientas a su alcance y las situaciones posibles para recordar al resto que su liderazgo no permite dudas, críticas ni opiniones diversas. Es la forma de liderazgo más absoluta y con libertades más limitadas para sus empleados.

Un jefe con poder absoluto y cero capacidad asertiva no suele ser un jefe bien valorado entre sus empleados. Puede obtener buenos resultados, pero la no ‘motivación del grupo y la falta de comunicación con la organización a la que dirige a medio o largo plazo lastrará su liderazgo y fracasará en sus metas.

Suele no funcionar muy bien, especialmente en entornos altamente cualificados y provoca fugas de talento y mucha rotación de personal. Si tienes problemas con un jefe autocrático y necesitas asistencia jurídica, tu Seguro de Hogar MAPFRE es un recurso sencillo y siempre a tu servicio para ayudarte a lidiar con reclamaciones laborales.

Liderazgo burocrático, el jefe con manual

Hay trabajos que no permiten la creatividad ni el cambio, son tareas con riesgos importantes que exigen una forma de trabajo muy concreta y ordenada, en este tipo de escenarios un líder burocrático puede ser el mejor jefe al menos desde el punto de vista empresarial y de la seguridad.

El liderazgo burocrático se ejerce sin mucha comunicación ni interés por la opinión de los trabajadores, existe un manual -real o no- de referencia para el jefe que cuenta con todas las respuestas a las situaciones posibles, el líder siempre se remite a esa fuente para ejecutar todos los proyectos y no admite otras formas de organización. No es un liderazgo adecuado para tareas donde la creatividad sea necesaria o importante.

Liderazgo carismático, el jefe más admirado

El carisma es una cualidad que suele ser natural a las personas, aunque no es imposible cultivar y conseguir con un intenso trabajo personal.  Los jefes con carisma son inclasificables o lo que es lo mismo, pueden ser de muy diferentes maneras, pero siempre son admirables y admirados por la mayoría. Es el prototipo de líder más reconocido y valorado desde siempre.

Las sensaciones de optimismo y el pensamiento positivo no solo viven dentro de un líder con carisma, sino que su gran baza es que sabe transmitirlas y hacerlas fluir en cualquier empresa o departamento. Las personas que trabajan a las órdenes de un jefe carismático se sienten satisfechas  y comprometidas con su líder por afinidad natural.

El único problema del jefe carismático es que la empresa dependa al completo de él… Si el líder carismático desaparece, puede que la sección o la entidad al completo, no soporte su marcha.

Liderazgo democrático, el jefe participativo

Como cabe deducir, un jefe con carácter democrático toma en cuenta la opinión, sugerencias y críticas de su equipo; aunque finalmente la toma de decisión recae en él. Es un jefe cooperador que funciona bien, según los expertos en liderazgo, en equipos donde el trabajo colectivo sea vital y no tanto la rapidez en ejecutar tareas o proyecto, puesto que el proceso democrático lleva tiempo.

Los jefes democráticos trabajan para que todos los miembros de su grupo se sientan valorados, importantes y libres de opinar y participar siempre activamente. La motivación es un punto fuerte en el líder de corte democrático. Cabe solo apuntar como desventaja que la celeridad no suele ser un punto fuerte en los equipos de trabajo que consensuan al máximo.

Liderazgo natural, un buen jefe

    Cuando se habla de un líder nato o natural por lo general no se trata de un jefe reconocido como tal en los estamentos oficiales de la entidad empresarial. El líder natural trabaja entre sus compañeros con sus colegas de igual a igual, y sin embargo, el resto le reconoce como un modelo, un líder a seguir y a valorar siempre.

    Nunca se impone, ni reivindica su papel de jefe, es capaz de dejar hacer a cada integrante del grupo para obtener las máximas cotas de eficiencia a través de la libertad. Muchas de las startup de éxito tienen en sus filas líderes naturales.

    Las grandes cualidades de un jefe natural son su capacidad de trabajo y empatía, su no competitividad y su liderazgo sin imposiciones consigue un seguimiento voluntario en el grupo de trabajo que lidera con confianza y comunicación. Los miembros de su grupo de trabajo se sienten satisfechos, optimistas y recompensados, ven a su jefe como un recurso importante y de apoyo, no como un opuesto.

    Liderazgo transformacional, el jefe perfecto hoy

    No es fácil describir como es un jefe transformacional, pero los expertos en recursos humanos eligen este tipo de personalidad como la perfecta para un jefe de hoy. Se trata de una persona tremendamente flexible y capaz de transformarse según las necesidades, anticipándose en la solución de problemas que si es posible ni siquiera se producen bajo su liderazgo.

    Un jefe del tipo transformacional es optimista y entusiasta, capaz de motivar a su equipo, dando a cada uno lo que necesita en su momento, pero sin olvidar sus obligaciones como líder del grupo y con la empresa en la que trabaja. Es inspirador y siempre creativo, por su puesto practica la escucha proactiva tanto con sus empleados como con sus superiores, en caso de existir. Los emprendedores de hoy suelen estar muy cerca de este perfil de liderazgo.

    2020-03-27T11:41:16+02:008 diciembre, 2017|

    Deja un comentario

    Información básica sobre Protección de Datos:
    En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.