¿Me conviene vender o alquilar mi casa?

///¿Me conviene vender o alquilar mi casa?

¿Me conviene vender o alquilar mi casa?

Si dispones de una vivienda que no usas y estas pensando en sacarle rendimiento te entrará la duda de cómo puedes sacar un mayor beneficio. ¿Es mejor vender o alquilar mi casa? Te presentamos las ventajas e inconvenientes de cada […]

Si dispones de una vivienda que no usas y estas pensando en sacarle rendimiento te entrará la duda de cómo puedes sacar un mayor beneficio. ¿Es mejor vender o alquilar mi casa? Te presentamos las ventajas e inconvenientes de cada alternativa para que puedas elegir cuál te interesa más.

¿Debo vender mi casa? ¿Debo alquilar mi casa? Esta duda es más frecuente de lo que te imaginas. Tener una casa vacía es desaprovechar un recurso muy importante, especialmente en tiempos en los que se dice, cada vez más, que serán muy pocas las personas que tendrán la posibilidad de comprar una casa.

Si eres propietario de un inmueble deberías de considerar sacar partido de él. Las dos opciones más extendidas son alquilar o vender. El mercado inmobiliario español es muy complejo y existen ventajas e inconvenientes en ambas elecciones y, si te pilla por sorpresa, por ejemplo, en una herencia el uso de tu propiedad se puede llegar a convertir en un verdadero quebradero de cabeza. Por esa razón te planteamos los pros y contras de alquilar y también las de vender.

Ventajas de vender mi casa

  • Disponer de dinero al instante. Si necesitas liquidez, dinero en efectivo, vender una vivienda te proporcionará una gran cantidad económica en poco tiempo. Es por lo tanto una buena alternativa si quieres reinvertir el dinero para montar un negocio o en algún producto financiero.
  • Se pueden conseguir grandes beneficios. Si has sabido comprar la vivienda cuando la zona donde se sitúa aún no estaba desarrollada del todo o el lugar ha ganado interés, es muy posible que puedas vender tu casa por una cantidad mayor a la que te costó y de este modo ganar una interesante suma de dinero.
  • Posibles ventajas fiscales. Se puede lograr la exención de la tributación de la ganancia patrimonial si la casa que has vendido era tu vivienda habitual, siempre y cuando se cumplan algunos requisitos legales y que el capital obtenido se reinvierta en otra casa que servirá de hogar.

Desventajas de vender mi casa

  • Pérdida de patrimonio. Dejas de poseer un bien. Piensa que muchas personas se plantean, en lugar de un plan de pensiones, tener un inmueble que alquilar para vivir de las rentas.
  • Los trámites de compra-venta de una vivienda son muy tediosos e implican la participación de terceros, como son los notarios o agencias inmobiliarias. Esto supone un aumento en el tiempo y en los costes.
  • Tiempo de espera. El periodo de venta de un piso es bastante elevado. La media de espera para vender una casa es de entre los diez y los tres meses. Durante todo este tiempo seguirás teniendo que hacer frente a todos los gastos que conlleva su posesión, como pueden ser el pago de la comunidad o de impuestos.
  • Parte de los beneficios son para Hacienda. Hasta el 21% del montante que saques al vender tu vivienda pueden ir a parar a manos de la Agencia Tributaria. Al considerarse incremento del patrimonio, aquellos ingresos que saques a mayores respecto al precio de adquisición del inmueble deberán ser reflejados en tu declaración de la renta.
  • Gastos de cancelación de la hipoteca. Si estas pagando una hipoteca por la casa que has vendido y el nuevo propietario no quiere extenderla y que pase a su nombre, entonces te tocará hacer frente a los gastos que sean necesarios para cancelarla.

Ventajas de alquilar mi casa

  • Mantienes la propiedad de la vivienda. Al ceder únicamente su uso, sigues siendo el titular de la casa.
  • Permite recibir una renta de manera continua. Cuando alquilas un inmueble sabes que cada mes recibirás una cantidad mínima de dinero.
  • El alquiler puede ayudar a pagar la hipoteca. Si compraste la casa por medio de una hipoteca, el dinero del alquiler puede destinarse a saldar los pagos. De esta manera dependiendo del momento de compra y de lo que pague el inquilino de renta, puede que al destinar el alquiler a la hipoteca únicamente tengas que hacer un pequeño pago mensual o que incluso dicha cantidad llegue a ser nula.
  • Siempre puedes vender. Teniendo en cuenta los requisitos legales, al seguir siendo el propietario del inmueble, siempre puedes cancelar el alquiler y volver a usarlo de vivienda personal o venderla.
  • El piso sirve como aval. En el caso de que desees recibir un préstamo, el inmueble puede servir de aval y de esta manera tus posibilidades de lograr que te presten dinero son mucho más altas.
  • No se precisa mucho papeleo. Los contratos de alquiler son relativamente sencillos de redactar y no conllevan la participación de personas externas.
  • Una vivienda habitada tiene un menor desgaste. Cuando hay habitantes en una casa, ésta tiende a tener una mejor manutención que si estuviera totalmente deshabitada.
  • Puedes aprovechar momentos concretos. Si vives en un lugar vacacional o donde las fiestas atraen a muchos turistas, puedes alquilar tu piso por medio de plataformas como airbnb y lograr una considerable cantidad de dinero.
  • Seguro de hogar ante inquilinos. Puede que tus inquilinos sean morosos o causen desperfectos. Ante la pregunta de “¿qué debo tener en cuenta para asegurarme de que no haya problemas al alquilar mi casa?” la respuesta más sensata es contratar un Seguro de Hogar MAPFRE que haga frente a los posibles inconvenientes. De este modo podrás estar tranquilo a la hora de alquilar una vivienda.

Desventajas de alquilar mi casa

  • Inquilinos molestos. Puede suceder que las personas a las que alquiles la vivienda la traten de manera poco responsable o que causen problemas con el vecindario. Elegir de manera inteligente al inquilino nos ahorrará dinero y dar explicaciones en la comunidad de vecinos
  • Se siguen pagando gastos. Partidas como la comunidad de propietarios, IBI y otros impuestos suelen correr a cargo del propietario.
  • Debes de incluir el alquiler en el IRPF. A la hora de realizar la declaración de la renta, es preciso tener en cuenta que deberás de avisar a la Agencia Tributaria de que dispones de un inmueble en alquiler y de este modo pagar los impuestos que sean necesarios.
  • Hay que hacer frente a gastos. El uso diario de un inmueble hace que aparezcan desperfectos. De este modo quizás tengas que realizar un desembolso económico a la hora de hacer una remodelación de la casa o si es preciso renovar algún electrodoméstico.
  • Meses sin uso. Es posible que haya periodos en los que no haya inquilinos y solo gastos.

Como puedes comprobar tanto vender como alquilar una vivienda tiene sus puntos positivos y sus puntos negativos. Muchas veces la respuesta de cuál de las dos alternativas depende de las situaciones de cada persona, pero está claro que incursionar en el negocio inmobiliario en la actualidad no es tan sencillo como podría parecerlo hacer un par de décadas.

Si ahora mismo no tienes una casa que alquilar o vender, pero sí una base de dinero ahorrada con miras a garantizar tu futuro, tal vez sea más aconsejable que consultes las opciones que te presentan los Planes de Pensiones MAPFRE pensados para generar rentabilidad a lo largo de los años y asegurarte un futuro cómodo a la medida de tus sueños.

2019-06-04T17:26:30+02:008 mayo, 2017|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.

Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar su navegación. Vd. puede configurar su navegador para rechazar estas cookies, pudiendo en tal caso limitarse la navegación y servicios del sitio web. Si no modifica esta opción y continua navegando, Vd. está consintiendo en la utilización de las cookies de este sitio web. Si desea más información sobre las cookies que utilizamos en nuestro sitio web, puede consultar nuestra Política de Privacidad y Cookies. Cerrar