///Cómo ahorrar energía con el aire acondicionado

Cómo ahorrar energía con el aire acondicionado

3 minutos | Estamos a las puertas del verano y ya hay días que apuntan maneras con picos de calor que se llegan a hacer incómodos en casa. Es el momento de activar el aire acondicionado y olvidarse de la canícula exterior, pero […]

Estamos a las puertas del verano y ya hay días que apuntan maneras con picos de calor que se llegan a hacer incómodos en casa. Es el momento de activar el aire acondicionado y olvidarse de la canícula exterior, pero ¿sabemos cómo utilizar correctamente el aire acondicionado para consumir la menor energía posible, sin pasar calor? Hay que decir que el aire acondicionado no supone un porcentaje significativo en el total anual consumido por una familia media, pero en los meses de más calor sí que se puede notar un aumento del consumo.

De todos modos, hay que pensar también que siempre que podamos optimizar el uso del aire acondicionado, es decir, siempre que podamos mantenerlo al mínimo de funcionamiento conservando una temperatura fresca y agradable en casa, tanto mejor. Será bueno para nuestro bolsillo, y también para el medio ambiente.

LO QUE DEBES SABER...

  • Una casa bien ventilada y protegida del sol (persianas, cortinas, toldos) necesita menos energía para que el aire acondicionado refresque el ambiente.
  • Es fundamental disponer de un aparato de aire acondicionado con una certificación energética A como mínimo, o una A+, o superior.
  • Hay que valorar la inversión en un aislamiento térmico adecuado para nuestra casa, porque nos hará ahorrar energía de forma considerable.

El aislamiento de la casa o el piso es fundamental (en adelante hablaremos tan solo de «casa» para significar cualquier tipo de vivienda), pues una casa aislada no absorbe tanto calor exterior, o visto de otro modo, no pierde «el fresco». Aislando bien las ventanas y colocando un burlete en la puerta de entrada conseguiremos que ni frío ni calor se intercambien entre el exterior y el interior. Evidentemente esto vale también para ahorrar en calefacción en invierno.

Cuanto más eficiente sea el equipo de aire acondicionado, tanto mejor va a funcionar en consumos. Hemos de comprobar la etiqueta de eficiencia energética para consultar la clase que tenga el aparato. Las más recomendables son A, y A+, A++, A+++. Nos aseguraremos de que el consumo sea mucho más controlado que con clases inferiores.

Una instalación centralizada bien hecha gastará menos que los aparatos individuales. Además, siempre es mejor y más barato mantener toda la casa a buena temperatura, que no habitaciones independientes. Pensemos que al abrir una habitación fresca, si el resto de la casa está con más temperatura, ese frescor se va a repartir, con el consiguiente funcionamiento extra de la máquina individual.

Si mantenemos la casa ventilada y fresca aprovechando la primera hora de la mañana, y luego bajamos un poco las persianas o desplegamos el toldo (en caso de tenerlo), nos aseguraremos de que el aparato de aire acondicionado parte de una situación fresca, al contrario de si tenemos todo abierto y el sol nos castiga unas horas antes de conectar el dispositivo. De hecho, el toldo es más que recomendable para las ventanas más orientadas al sol. Podemos ahorrar aproximadamente un 30% de energía con el aire acondicionado.

Mantener la temperatura en su justa medida reduce significativamente el consumo extra. Si estamos en verano, y vivimos días de 30, 35 o 40 grados en la calle, ¿por qué tener la casa a 21 grados? La diferencia es demasiado alta y podríamos resfriarnos. La temperatura del aire acondicionado se recomienda tenerla en torno a los 24 o 25 grados, una temperatura más que agradable para disfrutar del fresco en casa mientras fuera se derriten los semáforos.

Por último conviene recordar que no hay que dejar el mantenimiento del aparato de aire acondicionado de lado, ya que si lo hacemos regularmente tendremos el aparato en óptimas condiciones de uso y estaremos seguros de que gastará lo que tiene que gastar.

Si quieres estar informado sobre todo lo relativo a la RENTA 2013, regístrate en nuestro boletín y recibe por email los mejores consejos.

2019-06-13T13:38:55+02:0010 junio, 2014|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.