///Cómo calcular el coste de un negocio hasta tener beneficios

Cómo calcular el coste de un negocio hasta tener beneficios

Antes de poner tu idea en funcionamiento los expertos aconsejan calcular el coste de un negocio y el tiempo que conllevará desde sus inicios hasta que obtenga los primeros beneficios. Te contamos cómo hacerlo.

Calcular el coste de un negocio cuando está todavía en su fase de proyecto es algo que algunos emprendedores se toman con mucho entusiasmo, pero con poco rigor. Suelen caer, generalmente, en un optimismo exagerado, hinchando los ingresos y subestimando los gastos. Las dos cosas son contraproducentes y pueden hacer que el recién iniciado negocio se vaya al traste.

Calcular el coste de un negocio

Para calcular el coste de un negocio lo más próximo a la realidad, es preciso acertar en el equilibrio entre ingresos y gastos, para lo cual resulta muy acertado dividir los beneficios por la mitad y multiplicar los costes por dos.

El futuro es muy incierto y no se pueden levantar castillos en el aire. Por lo tanto, para tener los pies en el suelo a la hora de montar un proyecto de empresa, hay que contar de antemano que las ganancias pueden tardar en llegar. Es imposible definir el promedio de tiempo que se necesita para que una nueva empresa comience a alcanzar rentabilidad ya que intervienen factores tan diversos como el sector al que pertenezca, la inversión que ha requerido o los gastos e ingresos del negocio y, además, porque distintas iniciativas pueden generar ganancias de muy distintas maneras.

No obstante, existe una regla de oro para el emprendedor que dice que en el primer año dirigiendo un negocio que tenga éxito ganará menos que su salario anterior, porque la mayoría de sus ganancias las reinvertirá en el negocio. En el segundo año, puede igualar su salario anterior, y a partir del tercer año y los sucesivos, podrá mejorarlo y obtener un beneficio mayor.

Esta regla, sin embargo, no es un axioma, ya que la experiencia demuestra que en muchas ocasiones no se cumple en alguno o en ninguno de sus tramos.

Por tanto, determinar el tiempo que tarda un negocio en producir beneficios es complicado, porque el éxito depende de muchas variables que intervienen ya desde la misma  planificación.

A partir del año, es posible que el negocio comience a generar beneficios, si bien este tiempo puede ser diferente para dos empresas que pertenezcan incluso al mismo sector. Entre otros muchos factores, la publicidad y la experiencia anterior que el emprendedor haya tenido en negocios similares, influyen poderosamente a la hora de reducir el tiempo para que  el nuevo proyecto comience a dar beneficios. Pero, sobre todo, dependerá en gran medida de una buena planificación.

Cómo calcular el coste de un negocio

Manos sobre una mesa con un ordenador

Calcular el coste de un negocio que se quiere iniciar se basa en una buena planificación. Para ello, es preciso elaborar un presupuesto de las cuentas de ingresos y gastos de manera realista y cautelosa, haciendo un estudio previo del mercado, ya que cuanto mejor se conozca el sector, la clientela, la competencia, etc., mejor preparado se estará para superar cualquier imprevisto. Asimismo, es conveniente establecer tramos de financiación para cada etapa del proyecto a fin de disminuir el riesgo económico. También es útil plantearse varios escenarios que pueden darse: optimista, pesimista o realista y tener un plan alternativo para cada uno de ellos.

Para elaborar la partida de ingresos se debe aplicar una visión realista, pero a la vez ambiciosa, dejando un margen para no pasarse. Por su parte, el gasto del primer año se calculará teniendo en cuenta, entre otras cosas, el volumen de ventas y el precio del producto. La partida de gastos se refiere al plan contable en el que se organizan los gastos de la actividad que son necesarios para obtener los ingresos. En esta partida es donde se comenten más errores y, a veces, se suelen pasar por alto algunos de ellos porque no se les da la debida importancia o, sencillamente, porque no se cae en la cuenta de su existencia.

Recordamos los más importantes: los impuestos, los costes de proveedores, de la cadena de suministro, de marketing, comunicación, financiación, inversiones, operativos, suministros, las cuotas de Hacienda y de la Seguridad Social, actualizaciones de material informático y el coste de mano de obra.  En esta última, es necesario incluir también la mano de obra propia, que es la gran olvidada.

Por último, se aconseja contar con financiación extra en el primer año de funcionamiento de la actividad, previendo que los ingresos van a ser menores; y también cuantificar la demanda real y la deseable del producto, basándose en el estudio previo de mercado.

También es conveniente destinar una parte de los ingresos para completar la pensión pública una vez llegada la jubilación. Los Planes de Pensiones MAPFRE te ofrecen gran flexibilidad y una variedad de productos para cada perfil de ahorrador.

2020-03-09T12:46:04+02:0028 septiembre, 2018|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.