2 minutos | Te contamos cómo funcionan algunas de las mejores herramientas para ahorrar si eres un pequeño inversor.

Los Planes de Ahorro a Largo Plazo o Plan de Ahorro 5 se asemejan en algunos puntos a los PIAS, aunque con claras diferencias en las cantidades máximas a invertir, la forma de rescate o las garantías.

¿Qué son los Planes de Ahorro 5?                

Estos planes se configuran como contratos celebrados entre el contribuyente y una entidad aseguradora o de crédito cuyos recursos aportados se instrumentan a través de uno o sucesivos Seguros Individuales de Vida a Largo Plazo (SIALP), o bien a través de contratos denominados Cuentas Individuales de Ahorro a Largo Plazo. Por tanto, la diferencia fundamental entre un contrato u otro es la forma en que se instrumentan, una entidad financiera o una aseguradora, pero también con respecto a la seguridad: si se realiza a través de una cuenta de ahorro estará sujeto al Fondo de Garantía de Seguros y Planes de Pensiones.

En todos los casos, la decisión sobre la instrumentación a través de uno u otro tipo de contrato deberá mantenerse hasta la extinción del Plan de Ahorro a Largo Plazo. Además, la apertura del Plan de Ahorro 5 se producirá en el momento en que se satisfaga la primera prima o se deposite la primera cuantía, según proceda, y su extinción llegará, en el momento en que el contribuyente efectúe cualquier disposición.

Diferencias entre Planes de Ahorro 5 y PIAS

  • Cantidades a invertir: en los Planes de Ahorro 5 el límite de las primas es de 5 mil euros anuales, y solo se puede contratar un producto por contribuyente, mientras que en los PIAS este límite se establece en los 8 mil euros con posibilidad de contratar diferentes productos.
  • El rescate: en los Planes de Ahorro 5, el rescate se realiza en forma de capital. Los PIAS admiten el rescate también según esta fórmula pero también en forma de renta vitalicia con ventajas fiscales.
  • Los PIAS siempre se articulan como seguros de vida, mientras que los Planes de Ahorro a Largo Plazo se pueden realizar a través de cuentas o seguros. Además, en el primer caso, la garantía es del 100% y en el segundo la cantidad mínima garantizada es del 85%.

Ahora que ya conoces un poco más sobre los Planes de Ahorro 15 y cuándo contratarlo, te conviene saber que los seguros de ahorro de MAPFRE ofrecen diferentes soluciones para que obtengas el mayor rendimiento y la mejor rentabilidad de tus ahorros. Además, si te interesa ahorrar de cara al día de tu jubilación, los Planes de Pensiones MAPFRE te permiten proteger tu jubilación de una forma totalmente flexible y ajustada a tus necesidades.