///Si lees esto, sabrás ahorrar, ¿te apuntas?

Si lees esto, sabrás ahorrar, ¿te apuntas?

3 minutos | Desde 1924 se celebra cada 31 de octubre el Día Internacional del Ahorro, que tiene como objetivo recordar que saber ahorrar es importante siempre, considerándose una rutina muy recomendable para cualquier persona, con independencia de su edad o nivel de […]

Desde 1924 se celebra cada 31 de octubre el Día Internacional del Ahorro, que tiene como objetivo recordar que saber ahorrar es importante siempre, considerándose una rutina muy recomendable para cualquier persona, con independencia de su edad o nivel de ingresos.

 

 

Saber ahorrar es mucho más sencillo de lo que parece. Si estás entre los que nunca lo han intentado o entre los que lo quieren hacer todos los días, pero nunca lo han conseguido, los expertos aseguran que todo el mundo puede ahorrar, si se lo propone. El Día Internacional del Ahorro es un buen momento para empezar.

 

3 razones para ahorrar

 

No hay duda y seguro que tienes mil ejemplos que seguir si quieres convencerte de no ahorrar: se puede vivir sin ahorrar, pero no es menos cierto que conseguir una rutina de ahorro es importante y reporta atractivos beneficios. Aquí tienes tres razones para ello.

 

  • Puedes hacerlo.

No caben las excusas y no hay excepción, tú como cualquier persona puedes ahorrar. Con indiferencia de cuál sea tu nivel de ingresos, incluso con un sueldo bajo. Es evidente que la capacidad de ahorro de todas las personas no es la misma, pero siempre existe como posibilidad.

 

  • Previsión económica

Estar preparado es uno de los fines del ahorro, te permite contar con un respaldo económico para situaciones futuras como las vacaciones, los estudios de tus hijos o la jubilación que puedes prevenir con un ahorro constante y seguro, evitando agobios a última hora. Si proteges tu casa con el Seguro de Hogar MAPFRE evitas preocupaciones, puesto que las coberturas de tu póliza se adelantan a tus necesidades, lo mismo ocurre con el ahorro económico, te permiten previsión y adelantarte a tus necesidades futuras.

 

  • Tranquilidad

La incertidumbre laboral, la situación económica, la crisis financiera… es difícil no preocuparse si se han vivido los últimos años de inestabilidad y cambio. En todos los casos, sin embargo, el ahorro permite tranquilidad, posibilita que las adversidades e imprevistos sobre los que no puedes actuar tengan una respuesta o un paliativo, al menos, para los primeros momentos y te ofrecen un margen para actuar con tranquilidad.

 

Decálogo del ahorrador novato

 

1.- Se compra una hucha.

 

2.- Se marca un objetivo claro y sencillo. Todo vale desde una comida especial hasta un par de zapatos, pasando por una sesión de masaje o un mueble nuevo para tu casa.

 

3.- Celebra sus logros. Es recomendable empezar por el corto plazo y cuando se haya logrado cumplir con el fin para el ahorro y presumir de ello.

 

4.- Evita los errores. Si te cuesta ahorrar, pero conoces tus debilidades presupuestarias evita las tentaciones y mantendrás a raya los errores.

 

5.- Es flexible, pero constante y responsable. No es cuestión de deprimirse si una semana, surge un imprevisto real que no te permite tu aportación de ahorro previsto, pero es importante aprender de esa circunstancia y poner remedio.

 

6.- Hace cuentas realistas. Si no estás dispuesto a saber cuánto gastas, cuánto ingresas y cuál es tu capacidad de ahorro; ni lo intentes no es que no sepas ahorrar es que no quieres hacerlo.

 

7.- Elabora un presupuesto semanal, al menos. Hay gente que te dirá que ahorra sin presupuestos ni cuentas, pero es un error y será mucho más difícil.

 

8.- Diferencia entre necesidad y capricho. Muchos ahorradores aseguran que con cubrir los gastos de necesidades no les queda para ahorrar, por lo general, suele ser un problema de concepto. Revisa los tuyos y busca nichos de ahorro concreto, ¿un ejemplo? Las cesta de la compra.

 

9.-  Estudia la oferta de bancos y entidades financieras. Está bien empezar con la hucha, pero cuando veas que tu capacidad de ahorro es viable y crecer, es importante buscar el apoyo de las entidades financieras y especialistas en ahorro para conseguir la máxima seguridad, garantía y rentabilidad para tu dinero.

 

10.- Confía en las nuevas tecnologías. No estás solo, igual que utilizas tu tableta o móvil para hacer fotos o informarte, puedes pedirle ayuda para ahorrar. Hay muchas interesantes aplicaciones alrededor del control de gastos y ahorro doméstico, hacen gran parte del trabajo por ti.

2020-03-23T17:34:54+02:003 noviembre, 2017|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.