2 minutos | Si tus ingresos no llevan a la pensión mínima, podrás complementar esta cuantía con los complementos a mínimos.

Podría ocurrir que una vez realices el cálculo de tu pensión (teniendo en cuenta la base de cotización, la carrera de cotización y la edad de jubilación) el resultado no llegase al mínimo establecido anualmente por la ley. Si fuera el caso, has de saber que tienes derecho a recibir los complementos necesarios para alcanzar esa cuantía mínima de pensiones general, en su modalidad contributiva.

En qué consisten los complementos a mínimos

Está bonificación (mínimo) te será otorgada siempre que no percibas rentas (rendimientos del trabajo, del capital o de actividades económicas y ganancias patrimoniales) superiores a 7.098,43 euros al año.

Eso si no tienes a tu cónyuge a cargo; si lo tuvieses la cifra se elevará hasta los 8.280 euros anuales. El mínimo otorgado será igual a la diferencia de tu renta con respecto al mínimo de pensión que dicta la ley y se distribuirá entre el número de mensualidades en que devenga la pensión.

Requisitos para cobrarlos

Una vez resuelta la duda sobre qué son los complementos a mínimos te interesará saber que existen otra serie de requisitos e indicaciones para poder cobrarlos:

Residir en el territorio español

Si la pensión se empieza a cobrar a partir del 1 de enero de 2013, será necesario residir en territorio español para poder solicitar el complemento. Se considerará que se reside en España siempre y cuando la estancia en el extranjero no supere los 90 días al año.

Importe de los complementos

Otro requerimiento, referido a las pensiones causadas a partir del 1 de enero de 2014, se refiere al importe de los complementos, que en ningún caso podrá superar la cantidad establecida en cada ejercicio para las pensiones de jubilación e invalidez en su modalidad no contributiva.

No superar la pensión mínima

Has de saber, además, que los complementos a mínimos no tienen carácter consolidable, es decir, que si empiezas a percibir prestaciones periódicas que te generan ingresos superiores a la pensión mínima, dejarás de recibir los complementos.

Ahora que conoces un poco mejor qué son los complementos a mínimos y para no tener que depender de ellos, no dudes en contratar un Plan de Pensiones MAPFRE durante tu etapa activa laboralmente.

Revisado por MAPFRE