4 Min de lectura | Si te estás planteando la posibilidad de invertir en bolsa desde casa, necesitas conocer cómo funciona la operativa del día a día de forma práctica. A continuación, te explicamos los pasos que se deben seguir para obtener rendimiento de los ahorros a través de esta vía.

En los últimos tiempos, la tendencia de invertir en bolsa desde casa ha ido ganando un gran protagonismo por diferentes motivos. Entre ellos se encuentran los reiterados confinamientos por el COVID-19 y la incertidumbre que asola el mercado laboral, lo que ha derivado en una mayor preocupación por el ahorro.

Por lo tanto, si se cuenta con un determinado capital, es interesante destinarlo a la compra de acciones siguiendo unos pasos concretos. No hay que olvidar que este tipo de inversiones están ligadas a un nivel de riesgo que puede derivar en importantes pérdidas.

Aprender a invertir en bolsa

En el supuesto de no estar demasiado familiarizado con el mercado bursátil, el primer paso es adquirir los conocimientos básicos para invertir en bolsa. Actualmente, existen infinidad de recursos al alcance de cualquier persona para aprender sobre esta materia de una forma muy económica: podcasts, cursos gratuitos, seminarios, artículos, libros, etc.

Determinar cuánto dinero se va a invertir en bolsa

Cuando se empieza a invertir en bolsa desde casa es recomendable destinar pequeñas cantidades de dinero hasta que se va adquiriendo una mayor pericia. Además, conviene tener en cuenta que el capital que se destine a este fin debe constituir un extra con el que se cuenta, ya que no se podrá disponer del mismo a corto plazo y puede ocurrir que se pierda como consecuencia de una caída del precio de las acciones.

Aunque se pueden realizar inversiones de cualquier importe, es aconsejable contar con un capital de 3.000 euros aproximadamente. Con este importe es posible hacer frente a las comisiones y otros gastos que implican las operaciones, así como rentabilizar una cantidad considerable.

Elegir un bróker de confianza

hombre analizando un gráfico con un portátil

Para operar en bolsa es necesario elegir un bróker, es decir, una empresa o un profesional que actúe como nexo de unión con la bolsa. Este intermediario se encarga de ejecutar las órdenes de compra y venta de valores, así como de gestionar los activos financieros.

A la hora de decantarse por uno u otro es importante valorar una serie de aspectos. Entre ellos se encuentran, sobre todo, las comisiones que cobra, si tiene acceso a todos los mercados del mundo o solo a algunos en particular, el importe mínimo que exige destinar, las garantías que ofrece en caso de error y los canales de atención al cliente.

En los últimos años, la gestión bursátil ha evolucionado en gran medida y en la actualidad, ya no es necesario contratar los servicios de una persona física para invertir en bolsa. En su lugar, es posible suscribirse a un bróker online que permite realizar todas las operaciones y obtener información técnica con total comodidad.

Abrir una cuenta y empezar a operar

Una vez que se ha elegido el bróker, el siguiente paso es abrir una cuenta e ingresar la cantidad de dinero que se tenga ahorrado con tarjeta o a través de PayPal. En cuestión de minutos es posible empezar a operar en el mercado de valores.

Para invertir en bolsa a través de estas plataformas, es necesario introducir en el buscador el nombre de la empresa en la que se esté interesado, seleccionar el número de acciones que se desean comprar y finalizar la transacción. En la mayoría de los casos, esta tarea también se puede realizar simplemente indicando el dinero que se desea asignar y el sistema completa el proceso de forma automática.

Es importante tener en cuenta que el objetivo de estas inversiones es obtener el máximo beneficio minimizando los riesgos. Para ello, es aconsejable diversificar el capital en diferentes productos y/o compañías, controlar cuánto dinero se destina al conjunto de valores y continuar formándose para mejorar.

Cumplir con las obligaciones fiscales

El último paso para invertir en bolsa desde casa de forma correcta es regularizar la situación fiscal. El hecho de obtener una serie de beneficios económicos a través del mercado bursátil está relacionado con cumplir con una serie de obligaciones con la Agencia Tributaria.

En concreto, es necesario incluir las operaciones del ejercicio anterior en la declaración de la renta para pagar el porcentaje de las ganancias que corresponda a Hacienda. Además, es preciso presentar los modelos D6 y 720 para informar de las inversiones españolas que se realizan en el exterior y los bienes y derechos situados en el extranjero, respectivamente.

Aunque invertir en bolsa desde casa es totalmente seguro si se siguen estos pasos, MAPFRE ofrece otras múltiples soluciones de inversión  que se adaptan a cada perfil. Además, estos productos están ligados a un asesoramiento experto e información sobre las diferentes opciones.

 

Logo Jubilacion Y Pension
canalJUBILACIÓN
Equipo de redacción de canalJUBILACIÓN en

El equipo de redacción de canalJubilación lleva más de 10 años preocupándose por tus ahorros y porque sigas manteniendo una buena calidad de vida en el momento de la jubilación. Pero no solo eso, aquí encontrarás información útil y práctica sobre relaciones laborales, impuestos, prestaciones y mucho más.

Los años de experiencia de MAPFRE en el sector nos avalan como fuente de información veraz y práctica para acompañarte en las diferentes etapas de tu vida.