Errores habituales en el borrador de la Renta

///Errores habituales en el borrador de la Renta

Errores habituales en el borrador de la Renta

El borrador de la renta 2018 incluye información que empresas, entidades financieras y la administración facilitan a la Agencia Tributaria, pero no contempla los cambios en las circunstancias personales del contribuyente.

El borrador de la Renta 2018 es una propuesta de declaración elaborada por la Agencia Tributaria a partir de los datos personales, familiares y económicos del contribuyente, disponibles a una determinada fecha. Para el cálculo, se utilizan datos de terceros como la empresa en la que se trabaja, los bancos, el catastro o los organismos públicos.

Con todo, lo normal es que el borrador no tenga errores, sin embargo conviene revisarlo pues hay ciertos datos que no se contemplan, como los cambios en las circunstancias, personales, familiares o económicas, cuya información solo puede aportar el afectado. En caso de no incluirla, el contribuyente podría estar pasado por alto ciertas deducciones beneficiosas.

A parte de eso, la declaración de la renta correspondiente al ejercicio 2017 incluye pocas novedades fiscales, ya que el grueso de las medidas que entraron en vigor con la última reforma fiscal ya se aplicaron en las campañas correspondientes a los ejercicios 2015 y 2016.

La mejor forma de tramitar el borrador es a través de la Renta Web, el servicio en línea que puso en funcionamiento la Agencia Tributaria el año anterior y que permite realizar todos los cambios pertinentes sin descargar ningún programa. En este caso no podremos hacer uso de la nueva aplicación de la Agencia Tributaria disponible para IOS y Android, ya que no permite modificar los datos.

Borrador de la Renta 2018: Cuidado con estos errores

El borrador de la renta 2018 no es más que la interpretación de Hacienda sobre cómo debería ser nuestra declaración de acuerdo a los datos que les facilitan terceros, pero no tienen por qué ser exactos o estar completos. Puede ser que no se incluyan los datos económicos referentes a tus inversiones o el hecho de que te hayas casado. Para que no se te escape ningún detalle, te contamos cuáles son los errores más habituales que podemos encontrar en el borrador de la renta:

  • Matrimonio, divorcio o separación

A la hora de confeccionar los borradores, Hacienda no suele recoger los matrimonios o separaciones que se hayan producido durante el ejercicio, sin embargo, estos cambios tienen consecuencias fiscales directas. En el caso de divorcios, por ejemplo, la pensión alimenticia que se pasa a los hijos tiene deducciones (pero para ello hay que marcar la casilla del cónyuge y no la de los hijos).

  • Nacimiento de hijos

Los hijos, además de alegrías, traen consigo una ampliación de los mínimos familiares exentos de tributación. Este mínimo, que se establece en 5.550 euros, se incrementa con el primer hijo en 2.400 euros; con el segundo, 2.700; el tercero 4.000; y a partir del cuarto y sucesivos, 4.500 euros. Tampoco hay que olvidar incluir las deducciones por familias numerosas y personas con discapacidad, que pueden desgravarse entre 1.200 y 2.400 euros por hijo dependiendo de la situación y del tipo de familia numerosa. Además, la novedad en este ejercicio fiscal es que se pueden aplicar los mínimos familiares los tutores que tengan la guardia y custodia de los hijos mediante resolución judicial.

  • Fallecimiento

Si una persona fallece cuando la Agencia Tributaria envía los borradores, su defunción puede que no esté contemplada para el ejercicio fiscal, lo que supone un problema. En este caso serán los hijos y el cónyuge del fallecido los que deban hacerse cargo de la declaración (si el testimonio no estipula lo contrario).

  • Vivienda habitual

El apartado de los bienes inmuebles es uno de los que más errores conlleva, por eso conviene revisar al detalle la referencia catastral que figure de ellos así como su uso. Si, por ejemplo, el banco que nos concede la hipoteca no tiene constancia de que el préstamo es para una residencia habitual, no se estarían aplicando las desgravaciones correspondientes. Por su parte, los garajes y zonas anexas que se han adquirido simultáneamente con la vivienda –que no tributan a Hacienda- suelen figurar por defecto en el borrador.

Billetes de Euro con la forma de una casa

En cuanto al alquiler, hay importantes beneficios fiscales tanto para arrendadores como para arrendatarios. Los inquilinos que firmaron el contrato antes del 1 de enero de 2015 tienen derecho a una deducción del 10,05 por ciento de las cantidades satisfechas, siempre y cuando su base imponible sea inferior a 24.107,20 euros anuales. El propietario, por su parte, puede deducirse de los gastos de comunidad, impuestos, intereses del préstamo (si todavía lo abona), o la amortización del inmueble.

Otro error habitual se da a la hora de identificar los activos. En ocasiones, hay ciertos activos que solo se imputan a una persona cuando la titularidad se da entre varias.

  • Cuotas sindicales y colegios profesionales

Si la Agencia Tributaria no recibe a tiempo la notificación de que el contribuyente pertenece a un sindicato o a un colegio profesional puede pasar por alto las deducciones en el apartado de rendimientos del trabajo, aunque éstas no tienen porqué ser siempre positivas. En el caso de que el resultado sea perjudicial para el contribuyente, se puede omitir la información, ya que no es obligatorio incluirla.

También hay que tener en cuenta las importantes deducciones de los donativos a la Iglesia o a ONGs, que van desde el 50 por ciento para los primeros 150 euros donados, hasta el 27,5 por ciento para el resto de aportaciones.

  • Deducciones autonómicas

Las deducciones pueden ser tanto estatales como autonómicas. En el segundo caso, teniendo en cuenta que cada comunidad decide qué deducciones aplicar y sobre qué rendimientos, el resultado es una amalgama de lo más variopinta y que va desde ayudas por la compra de libros escolares, hasta deducciones por alquiler, compra de vivienda, etc. El problema es que, en algunos casos, esta información no llega a tiempo a Hacienda, por lo que es el contribuyente el que debe revisarlo detenidamente.

  • Bolsa

Una de las novedades es que las pérdidas en el capítulo de los rendimientos del capital mobiliario se pueden compensar con el saldo positivo en las ganancias patrimoniales derivadas de transmisiones, hasta un máximo del 20 por ciento de estas ganancias. Por lo tanto, las pérdidas en bolsa se pueden compensar, por ejemplo, con la ganancia patrimonial derivada de la venta de un inmueble.

Además de revisar estos errores habituales en el borrador de la declaración de la renta 2018, los expertos aconsejan consultar las declaraciones de los últimos años, ya que se pueden compensar rendimientos y pérdidas ocurridos en años anteriores con ganancias en años posteriores. Recuerda que ahora, por ser socio de MAPFRE teCuidamos, tienes a tu disposición el servicio de asesoramiento fiscal donde un equipo de expertos resuelve todas tus dudas respecto a la declaración de la renta.

Errores habituales en el borrador de la Renta
Valora este artículo
2019-06-13T13:58:49+02:0023 mayo, 2018|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.

Errores habituales en el borrador de la Renta
Valora este artículo
Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar su navegación. Vd. puede configurar su navegador para rechazar estas cookies, pudiendo en tal caso limitarse la navegación y servicios del sitio web. Si no modifica esta opción y continua navegando, Vd. está consintiendo en la utilización de las cookies de este sitio web. Si desea más información sobre las cookies que utilizamos en nuestro sitio web, puede consultar nuestra Política de Privacidad y Cookies. Cerrar