Una entrevista de trabajo no es un interrogatorio en el que solamente el reclutador hace las cuestiones. Las preguntas en una entrevista de trabajo por parte del candidato son percibidas con interés por parte del personal de recursos humanos. Entablar una conversación y realizar consultas inteligentes son factores que permitirán incrementar las posibilidades de conseguir un contrato laboral.

La importancia de realizar preguntas en una entrevista de trabajo

Aunque es habitual que las preguntas en una entrevista de trabajo las realice el reclutador, no es conveniente que la conversación se convierta en unidireccional y que el entrevistado se limite únicamente a contestar las cuestiones que se le plantean. Aprovechar para mostrar el punto de vista o reclamar más información sobre puntos concretos denotan un dinamismo e interés que pueden llegar a ser muy valorados.

Las preguntas en una entrevista de trabajo no deben realizarse sin planificación, pues deben estar relacionadas con los temas tratados y servir para reforzar la imagen positiva. Realizando los interrogantes adecuados, no solamente se mejorará la percepción, sino que se podrán conocer más detalles interesantes sobre la compañía y el futuro puesto de trabajo.

El mejor momento para hacer preguntas en una entrevista de trabajo

El instante más habitual para realizar preguntas en una entrevista de trabajo al reclutador suele ser al concluir. De manera habitual, una vez efectuada la evaluación, el entrevistador deja un momento para que el candidato pueda plantear dudas. Aunque muchas personas prefieren quedarse calladas, es mejor exponer cuestiones relacionadas con lo tratado a lo largo de la entrevista. Sin embargo, aunque el momento más frecuente sea al final, es posible hacer preguntas en la mitad de la entrevista si se trata de un punto importante del que se busca saber más información.

Las mejores preguntas en una entrevista de trabajo

Antes de formular una pregunta en una entrevista de trabajo es necesario asegurarse de que es relevante, puede mejor la imagen o aportar información interesante. Algunas de las preguntas en una entrevista de trabajo más atractivas que se pueden realizar al responsable de recursos humanos son:

  • ¿Tienes alguna duda acerca de mi currículum? Esta pregunta sirve para mostrar confianza y para que el entrevistador pueda mencionar aspectos en los que tenga dudas pero que no se haya atrevido a expresar. En caso de que la respuesta sea positiva, se da pie a que se pueda limar posibles inconvenientes que de manera contraria no hubieran salido a la luz.
  • ¿Qué es lo mejor de trabajar en esta empresa? Es una de las preguntas en una entrevista de trabajo más interesantes que se pueden realizar al reclutador. Permite sacar un gran número de conclusiones sobre cuáles son los valores de la compañía y vislumbrar mejor cómo será el día a día en caso de que se resulte elegido.
  • ¿Cuáles son los retos más importantes a los que se debe enfrentar mi puesto de trabajo? Con esta cuestión se consigue conocer qué es lo que la empresa espera que el empleado realice. También permite ver qué puntos son más relevantes y a los que hay que dedicar más esfuerzo. Además, sirve para conocer la estrategia a corto o medio plazo de la institución y muestra un perfil proactivo que puede llegar a marcar la diferencia con el resto de candidatos.

Mujer con traje tomando notas

  • ¿Cuáles serían mis responsabilidades diarias? Si durante el transcurso de la evaluación no se han detallado las acciones habituales de una jornada laboral, es conveniente incluir esta cuestión entre las preguntas en una entrevista de trabajo. Lo ideal sería que se especificase lo máximo posible qué se tendrá que hacer, pero también es idóneo que se mencione un tiempo para acciones estratégicas. Se puede aprovechar la respuesta obtenida para mostrar las competencias personales y demostrar que se podrían realizar las tareas diarias de manera correcta.
  • ¿Cómo evaluáis el desempeño de los trabajadores? Las empresas de un tamaño mediano o grande tienen una serie de parámetros que sirven para evaluar a sus empleados. Saber este tipo de variables permite saber de qué tipo de compañía se trata y qué aspectos se valoran más. También permitirá resaltar aquellos puntos más relevantes.
  • ¿Cuáles son los principales objetivos de la compañía? Una de las preguntas más idóneas en una entrevista de trabajo para conocer cuál es la visión de la empresa en la que se está aplicando. Permite mostrar interés y una perspectiva estratégica que puede ser muy considerada para puestos de dirección. También ayuda a comprobar si la organización tiene una planificación coherente o se mueve sin objetivos claros.
  • ¿Qué oportunidades de desarrollo profesional se ofrecen en la empresa? Puede parecer una pregunta de entrevista algo pretenciosa, pero en realidad demuestra deseo de mejorar. Un empleado que se esfuerza en crecer y evolucionar es visto en la mayoría de las organizaciones como alguien cautivador.
  • ¿Qué expectativas tenéis de la persona que ocupará el puesto ofrecido? Con esta simple pregunta de entrevista se consigue conocer los aspectos claves que evaluará el equipo de recursos humanos. Una vez recolectada esta información se puede aprovechar para incidir en aquellos puntos diferenciales y que se han podido tratar poco hasta el momento.
  • ¿Cuáles son los próximos pasos del proceso de selección? Es un punto crucial conocer qué pasará tras la entrevista de trabajo. De esta mansera, se sabrá cómo se está realizando el proceso, el tiempo que se tardará en tomar la decisión, si habrá sucesivas pruebas o el medio por el que se pondrán en contacto de nuevo. Además de ser una cuestión muy útil para conocer este tipo de datos, sirve para mostrar una buena predisposición y un claro interés por el puesto de trabajo.

Realizar preguntas al responsable de recursos humanos en una entrevista de trabajo permitirá conocer información interesante sobre el puesto al que se aplica y mejorar la percepción del candidato a ojos del reclutador. Además de pensar en lograr un empleo en el presente también hay que pensar qué pasará cuando llegue el momento de la jubilación. Los Planes de Pensiones MAPFRE permiten ahorrar dinero en el presente y garantizan el futuro.