Cómo negociar una buena hipoteca

///Cómo negociar una buena hipoteca

Cómo negociar una buena hipoteca

Si necesitas financiación ajena para comprar tu nueva casa, aquí tienes una guía básica y real para saber cómo negociar una buena hipoteca que puedas afrontar y que te permita disfrutar. Descubre las respuestas a tus dudas hipotecarias en dos […]

Si necesitas financiación ajena para comprar tu nueva casa, aquí tienes una guía básica y real para saber cómo negociar una buena hipoteca que puedas afrontar y que te permita disfrutar. Descubre las respuestas a tus dudas hipotecarias en dos minutos.

Conseguir financiación para comprar una vivienda, quita el sueño y después de la burbuja inmobiliaria, la crisis económica, las polémicas cláusulas suelo y las hipotecas multidivisa es fácil entender que los consumidores no se muestren especialmente confiados.  Aquí tienes tips profesionales y actualizados para saber cómo negociar una buena hipoteca en 2018 en las mejores condiciones.

 

  • Vete a negociar con los deberes hechos: información e ideas claras.
  • Multiplica tus posibilidades solicitando en diferentes entidades.
  • Sé honesto con el banco, especialmente a la hora de hablar sobre tus ingresos y gastos.
  • Exige transparencia, no te quedes con dudas y pide compromisos por escrito.
  • Demuestra al banco que tu riesgo como cliente es cero o muy bajo. Si ya tienes un Plan de Pensiones MAPFRE queda claro que eres previsor con tu futuro y eficiente en tus inversiones, por ejemplo.

¿Qué puedo negociar en una hipoteca?

    Antes de que empieces a echar cuentas, comparar ofertas y descubrir todo lo que hay que saber para negociar un préstamo económico para comprar una casa, es prioritario que asumas que cada hipoteca puede ser diferente. ¿No te lo crees? Asume algunas realidades sobre las condiciones de las hipotecas.

    • Los bancos y entidades financieras tienen productos como las hipotecas con unas condiciones básicas y legales conforme a lo que exige este tipo de créditos. Estas son las características en las que todas las hipotecas son iguales con independencia del banco o entidad que las otorgue. No son valores negociables.
    • Las ofertas de hipotecas, las que publicitan bancos y otras entidades tienen condiciones variables aunque se mueven dentro de unos baremos establecidos por lo que no encontrarás diferencias grandes entre ofertas.
    • Las mejores condiciones que te puede ofrecer un banco para un préstamo hipotecario siempre están sujetos a que a cambio tú cumplas con unos requisitos y te comprometas a cumplir con un número concreto de obligaciones.
    • Dentro de un mismo banco se pueden ofrecer a cada cliente muy diferentes hipotecas y condiciones ligadas a su situación personal, su perfil económico, el tipo de inmueble que se hipoteca y sus necesidades.
    • No es una buena idea comparar hipotecas ajenas -la de tu hermano o la de tu vecino-con las ofertas que tú recibas, las condiciones de los titulares difícilmente son idénticas.

    ¿Qué puedo elegir en una hipoteca?

    Las concesiones de hipoteca están sujetas a un estudio económico y financiero que se hace tanto sobre el titular o titulares como sobre el inmueble que se pretende hipotecar.

    Es habitual que los bancos tengan hipotecas que permiten plazos más o menos largos en el tiempo. Recuerda como norma que cuanto más plazo –más tiempo tardes en pagar tu hipoteca- más intereses pagaras al banco. La edad de los titulares es clave para los bancos a la hora de negociar un plazo. Cuanto más joven seas, por más años podrás firmar la hipoteca.

    • Tipo de interés: fijo o variable

    En principio el cliente puede elegir si prefiere una hipoteca a una interés fijo o variable, existen combinaciones mixtas, pero son menos habituales. Ambas posibilidades tienen pros y contras, y la situación personal de cada persona marcará que es lo mejor en cada caso. Durante los últimos años las hipotecas con interés fijo han vuelto a crecer como consecuencia de los vaivenes y desequilibrios  económicos, pero aun así, las hipotecas referenciadas a tipo variable son las más habituales en España.

    • Comisiones varias

    Las comisiones por apertura, por amortización parcial o total… son detalles que diferencian unas hipotecas de otras y que muchas veces no se valoran por desconocimiento. Lo normal es que el banco te ofrezca unos porcentajes concretos en cada una de las comisiones, pero pueden variar –ligeramente- de unas entidades a otras y pueden marcar la diferencia.

    • Valor de la hipoteca.

    Las  necesidades de financiación de cada persona son diferentes y los bancos ofrecen más o menos cuantía –un porcentaje- sobre la base del precio de la vivienda. En parte el porcentaje por el que se hace la hipoteca se puede elegir, pero el 100 por cien del total es hoy complicado y por debajo del 80 por ciento es poco habitual como necesidad del hipotecado.

    ¿Qué puedo ofrecer en la negociación?

    La capacidad de negociar del titular de una hipoteca depende directamente de lo interesante que sea esa persona para el banco, se mide el riesgo. Las entidades financieras valoran el perfil del futuro hipotecado. Corren a tu favor algunas circunstancias:

    • Sueldo fijo, especialmente respaldado a través de un contrato por cuenta ajena e indefinido. No se valora tanto la cuantía del suelo como su continuidad en el tiempo.
    • Vinculación. Es habitual que anexo a la hipoteca y para conseguir condiciones más ventajosas o que la hipoteca sea aprobada, el banco exija contratar productos como tarjetas de crédito u otros de ahorro y previsión como un plan de pensiones. La domiciliación de ingresos y recibos también es habitual, las entidades bonifican la fidelidad del cliente. Es en este capítulo en el que más margen y flexibilidad hay para la negociación tanto por parte del cliente como del banco.
    • Capacidad de ahorro. Es importante para el banco que tengas un buen expediente de ahorro en los años anteriores a la concesión de la hipoteca, comprobará qué tipo de ahorrador Sin embargo, juegan en tu contra deudas pendientes o casos de morosidad.
    2019-06-17T09:03:13+02:0027 diciembre, 2017|

    Deja un comentario

    Información básica sobre Protección de Datos:
    En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.

    Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar su navegación. Vd. puede configurar su navegador para rechazar estas cookies, pudiendo en tal caso limitarse la navegación y servicios del sitio web. Si no modifica esta opción y continua navegando, Vd. está consintiendo en la utilización de las cookies de este sitio web. Si desea más información sobre las cookies que utilizamos en nuestro sitio web, puede consultar nuestra Política de Privacidad y Cookies. Cerrar