3 Min de lectura | El 90 por ciento de los autónomos cotizan por la base mínima y durante el periodo mínimo, pero ¿qué repercusión puede tener en la cuantía de su futura pensión?

En España, 9 de cada 10 autónomos pagan la base mínima. Dado que el sistema de pensiones se basa en “tanto aportas, tantos recibes”, la cuantía de su prestación de jubilación será también la mínima. Pero, ¿de qué cifras estamos hablando? ¿Cuál es la jubilación de un autónomo que ha cotizado por la base mínima?

Base mínima y máxima de cotización

A diferencia de los trabajadores asalariados, los autónomos pueden elegir entre una base mínima y máxima de cotización a la Seguridad Social, que actualmente se sitúa en 944,40 euros al mes para la primera y 4.070,10 euros al mes para la segunda. Eso sí, a los veinte años de jubilarse ya no pueden elegir su base de cotización, salvo excepciones. Por tanto, se quedarán con la que tuvieran seleccionada.

Según datos de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) recogidos en el informe El trabajador autónomo ante la previsión social, el 86 por ciento de los trabajadores por cuenta propia elige la base mínima. La razón de esta cifra se encuentra, en la mayoría de los casos, en los trabajos precarios que les reportan bajos ingresos, con lo que no se pueden permitir otra opción que no sea pagar lo mínimo.

Sea como fuere, cuando llega el momento de la jubilación, la realidad les devuelve una ingrata sorpresa: la cuantía de su pensión no llega, en muchos casos, al mínimo establecido.

¿Cuál es la cotización mínima para recibir una pensión?

La pensión de los autónomos, al igual que la de los asalariados, se fundamentan en dos pilares: las bases de cotización y el tiempo durante el cual han sido abonadas.

Por norma general, todo autónomo -o asalariado- que quiera jubilarse en 2021 deberá tener 66 años, y haber cotizado un mínimo de 15 años, dos de los cuales deben estar comprendidos en los últimos 15 años previos a la jubilación.

Con la base mínima se obtendría una jubilación de 944,40 euros mensuales, pero dado que estamos hablando de cotizar el mínimo de años, esta no se cobraría íntegra. En este caso, se restaría el 50 por ciento de la cuota.

Si la cuantía resultante es inferior a la pensión mínima (en 2021 es de 851 euros al mes en 14 pagas), se tendrá que completar con el denominado complemento a mínimos hasta alcanzar el importe fijado en cada ejercicio. Pero este derecho solo se reconoce a aquellos que demuestren rentas inferiores al límite que se marca cada año.

¿Cuál es la pensión mínima de un autónomo?

Cartera con billetes y monedas

https://bit.ly/3oRaQZ6

Como decimos, la cantidad que cobrará un autónomo cuando se jubile será directamente proporcional a la forma en la que ha contribuido al sistema durante su vida laboral.

De media, la pensión pública de los autónomos en España se sitúa en 463 euros aproximadamente, es decir, un 41 por ciento menor que la de los asalariados.

Esta cifra se reduce aún más para los casos en los que se ha cotizado por la base mínima y, a su vez, por el periodo mínimo (15 años). Con estas circunstancias, el autónomo recibiría una pensión de 226 euros al mes, aproximadamente.

Si se cotiza durante 25 años, la cuantía ascendería a 561; y si se hace por el máximo de años, la pensión llegaría a los 789 euros. Siempre teniendo en cuenta cotizaciones a la base mínima.

En estos casos se hace más necesario que nunca contar con unos ahorros que puedan complementar la escasa prestación pública, como los Planes de Pensiones MAPFRE, diseñados para satisfacer las necesidades de todos los perfiles de riesgo y conseguir un ahorro con rentabilidad.

MAPFRE